Personas

Desarrollo de competencias digitales

Alba Burillo

Culture & Talent Manager | Good Rebels

Digitalización

La digitalización es un proceso inevitable al que todas las empresas y personas se tienen que adaptar.

Tener nuestros datos en la nube nos facilita poder estar conectados. Lo analógico no tiene por qué desaparecer pero tiene que ir acompañado con sus duplicados digitales.

Para una pyme que está empezando no debería suponer un problema digitalizar sus procesos. Aunque las empresas que tengan un recorrido mayor deberán tener esto muy en cuenta.

La idea es digitalizar todo el contenido que hemos generado a lo algo de los años aunque puede resultar abrumante, es totalmente necesario. Gracias a la digitalización conseguiremos múltiples ventajas: como el acceso rápido a cualquier contenido, la comunicación multidireccional con nuestros clientes y trabajadores y la aceleración de todo proceso analógico.

Con las nuevas tecnologías tendremos a nuestra disposición aplicaciones que nos faciliten el trabajo. Sería ideal que cada uno pudiese desarrollar sus propias aplicaciones pero, en caso de no tener los medios, existen muchas plataformas adaptadas al mundo de la empresa en todos los aspectos.

Utilizar las nuevas tecnologías para tener el trabajo digitalizado implica también ciertas responsabilidades, como cumplir con el reglamento general de protección de datos (GDPR). La nube contiene mucha información privada que tiene que ser preservada.

Un mal uso de los dispositivos digitales podría poner a la empresa en un apriento jurídico de gran repercusión dependiendo de cómo sea el nivel de seguridad dentro de su servidor.

Otro de los puntos a tener en cuenta dentro del desarrollo de las competencias digitales es la generación millennial. Los nativos digitales no han de ser vistos como unos novatos cualquiera. Partiendo de la base de que puedan ser inexpertos dada su juventud tienen gran facilidad en el manejo de las herramientas digitales.

Con su ayuda podemos ahorrarnos mucho tiempo aprendiendo nuevas interfaces complicadas de manejar. Lo bueno de la digitalización es que no tiene límites y permite libertad de movimiento. Es por ello que podemos desarrollar nuestros proyectos de manera flexible.

Nunca ha habido tanta libertad a la hora de compartir y crear contenido. Para que la estrategia de digitalización funcione bien habrá que tener paciencia y un equipo comprometido. Ante un escenario blanco listo para pintar como un lienzo la comunicación interna será clave para el proceso de digitalización.

CONTENIDO RELACIONADO:

Ideas

TENDENCIAS, EXPERIENCIAS & ENTREVISTAS

Aprendizaje

EVENTOS & EXPERTOS