Ecommerce

¿Cómo reimpulsar tu ecommerce después de vacaciones?

Se acabaron las vacaciones… Puede que ni siquiera hayas tenido días libres pero también lo notas: se acaba el verano. La vuelta al cole se siente por todas partes y los nuevos proyectos de clientes se juntan con los que están por cerrar aún. Este momento es IDEAL para cambiar un poco la imagen de tu empresa y reimpulsar tu ecommerce que, (reconócelo) lleva todo el verano entre telarañas digitales.

impulso-ecommerce-post-vacaciones-post

Tiempo de lectura: 3 min.

3 septiembre, 2018
Ecommerce

El verano suele hacer mella en los comercios online (a no ser que se vendan bikinis y colchonetas hinchables). Impulsar tu ecommerce después de las vacaciones de verano es algo quasi obligatorio que HAY QUE HACER. ¿Por qué? Pues porque como en todo comercio, una vez se acaba la temporada de vacaciones hay que guardar el stock que no se ha vendido y ofrecer un nuevo paquete de productos y servicios (según sea lo que ofrezcamos).

Este modus operandi es muy común que vaya acompañado con las temporadas estacionales (otoño, invierno, primavera y verano) y, aunque vendamos calcetines, frutas y verduras o drones por Internet tendremos que tener actualizada nuestra página según esta secuencia estacional.

El primer paso a dar a partir de septiembre, como hemos comentado anteriormente, es retirar aquellos productos/servicios que han tenido menos éxito de la web durante la última temporada. Nuestros clientes pueden tener la sensación de que no nos actualizamos, que seguimos con la misma oferta poco interesante y pueden virar hacia otras plataformas donde encuentren lo que buscan.

Otra opción, si no queremos retirar nuestro producto/servicio de la plataforma es bajarle el precio para despertar mayor interés en el asunto. Si esto no funciona en un plazo de tres meses olvídalo: retira el producto/servicio y espera a sacarlo en algún momento clave que parezca surgir una necesidad.

Mantén lo que funciona y renueva lo obsoleto

Normalmente un cliente, si queda contento con nuestra actividad, volverá a la misma plataforma a comprar el mismo producto. Por ello no es aconsejable retirar productos/servicios que estén teniendo mucho éxito. Podemos cambiar su imagen, su diseño externo respecto a la plataforma web,  pero no es inteligente retirarlo del catálogo ni cambiarlo mucho de ubicación dentro en la web.

Si para el comienzo de temporada no tienes un nuevo abanico de productos y servicios que ofrecer ¡ponte las pilas! Esto es la base para que tu ecommerce reviva. Una vez que tengas este nuevo catálogo hay que indicarlo en la web, señalar que son productos nuevos y cuidar la estética para que no pasen desapercibidos.

Una vez que tengamos nuestra plataforma actualizada vamos a impulsarla con los canales digitales de moda: las redes sociales y el correo electrónico. Puede sonar muy obvio pero hay miles de ecommerce que no se toman en serio estos dos canales y, sin embargo, son los que más visitas atraen.

Prepara tu campaña de mailing con los productos más destacados. Puedes, incluso, crear un plan de comunicación en el que haya distintos productos resaltados según la semana en que se envíe. Así mismo se pueden actualizar las redes sociales con los productos/servicios más impresionantes. Y, si conoces técnicas de social-commerce puedes, incluso, ¡venderlos a través de las redes!

Sea como fuere (aunque prefieras repartir papeletas en el súper del barrio) tienes que actualizar la imagen de tu ecommerce. La actualización de las plataformas web es condición sine qua non para que los clientes muestren interés por visitar tu página.

Vuelve con energía y vende tu producto como si fuese lo más necesario para la vida de tus clientes, ¡ánimo y suerte!

CONTENIDO RELACIONADO:

Ideas

TENDENCIAS, EXPERIENCIAS & ENTREVISTAS

Aprendizaje

EVENTOS & EXPERTOS